sábado, 20 de enero de 2007

"La Princesa de la Escalera"


Todo puede ser observado, ahí radica el placer de esos momentos sencillos del día a día que se pueden convertir en mirada congelada. Lo difícil? Hacer la foto a un metro de distancia tras la mirilla sin la sensación de meternos en la intimidad de la otra persona por la cara. El secreto? toser para que no le llegue el sonido del obturador, se trata de no molestar. Pasión? o Enfermedad. Pepe Ortega

2 comentarios:

raulassssso dijo...

pasión+enfermedad=forma única de vivir.
Te entiendo perfectamente, y espero que nunca perdamos esa fascinacion por entrar en las vidas ajenas.

Bohemia dijo...

Curiosidad...¿quien baja? ¿quien es? ¿a donde va? Que foto tan original, nunca se me hubiera ocurrido tomar una foto a través de una mirilla...Gracias por prestarnos ese ojito porel que todos podemos sentirnos un poco complices contigo...jaja

Ah!!! Gracias por pasarte por mi blog, vengo a conocer el tuyo y sigo recorriéndolo...

Por cierto, precioso tu crío...
Besos